Coyuntura Socioecon�mica 2020

Conclusiones del Informe de Coyuntura Socioeconómica, Mayo de 2017

* Puede acceder al texto íntegro del Informe a través del siguiente enlace Informe mayo 2017

Los últimos resultados de la economía mundial continúan mejorando las expectativas iniciales, gracias al buen ritmo mostrado por los indicadores de confianza y de la actividad económica.

Así lo refrenda la OCDE con sus últimas previsiones, que sitúan el crecimiento del PIB global en un 3,5% para el presente ejercicio, dos décimas más que en la revisión anterior, y en un 3,6% para 2018.

En cuanto a las principales economías mundiales, en Estados Unidos, el crecimiento registrado durante el primer trimestre del año fue revisado al alza, situándose en el 0,3% trimestral (2,0% interanual). A pesar de esta actualización, se confirmaron las señales de debilidad mostradas por el consumo privado en los tres primeros meses del año, que fueron compensadas por la buena marcha de la inversión empresarial y del sector inmobiliario.

En lo que respecta al mercado laboral norteamericano, en el transcurso del mes de abril volvieron a percibirse muestras de su fortaleza, con la creación de 211.000 nuevos puestos de trabajo.

En materia monetaria, la Reserva Federal aprobó una nueva subida de los tipos de interés, situándolos en la horquilla del 1,00-1,25%, lo que supone un nuevo paso en el proceso de normalización monetaria.

Por su parte, el PIB de Japón experimentó un aumento trimestral del 0,5% (1,6% interanual), con lo que son ya cinco trimestres consecutivos de crecimiento, gracias a la contribución del consumo privado, al comportamiento de las exportaciones y a la solidez del mercado laboral, en un contexto de debilidad de la moneda nipona.

La economía china continúa situada en la senda de una moderada desaceleración, aunque los últimos datos revelan que las exportaciones y las importaciones anotaron variaciones positivas destacas durante el pasado mayo.

A pesar de ello, el crecimiento de China sigue estando muy condicionado por el creciente endeudamiento del país, fundamentalmente, en el sector corporativo.

En lo que se refiere a la Eurozona, los resultados más recientes ponen de relieve un avance del PIB del 0,6% trimestral en el primer periodo de 2017, una progresión que se sustenta en el dinamismo de la demanda interna y la buena evolución de la inversión, en un contexto que se ha visto muy favorecido por la política monetaria acomodaticia del Banco Central Europeo y por la robustez del mercado laboral.

En virtud de estos datos, el BCE prevé para el conjunto del área un incremento del PIB del 1,9% en 2017 y un 1,8% para 2018, lo que implica una revisión al alza en ambos casos.

En lo referente al Reino Unido, los resultados de las elecciones generales han renovado las dosis de incertidumbre en el panorama político y económico, en un escenario en el que ya se han iniciado las negociaciones para la salida del país de la Unión Europea.

Entrando a analizar el comportamiento de la economía española, los datos de la Contabilidad Nacional Trimestral de España, correspondientes al primer trimestre del presente ejercicio, ponen de manifiesto que el PIB experimentó un aumento del 3,0% interanual que se fundamenta, sobre todo, en la fortaleza de la demanda interna (+2,2%) y en la buena evolución de las exportaciones de bienes y servicios (+8,4%).

Del lado de la inversión, la formación bruta de capital fijo se incrementó durante el primer trimestre de 2017 un 3,8% interanual, destacando la inversión en bienes de equipo, que se elevó un 4,9% con respecto al mismo periodo del pasado año. La inversión en construcción también anotó un avance interanual importante del 3,0 por ciento.

En esta tesitura de moderado optimismo, y a la luz de estos resultados, el Banco de España revisó al alza sus proyecciones para la economía del país, situándolas en un 3,1% para 2017, y en un 2,5% para el próximo ejercicio.

El crecimiento económico está teniendo reflejo en el mercado laboral, donde se observa que el número de afiliados a la Seguridad Social apuntó en mayo un crecimiento del 0,43% mensual, lo que equivale a 77.899 nuevas altas en España, con respecto al mes precedente. Por otro lado, el paro registrado se aminoró un 3,13%, lo que se traduce en 111.908 demandantes menos que en el pasado abril.

En términos interanuales, la afiliación a la Seguridad Social registró un repunte del 3,77%, un total de 663.008 altas adicionales en comparación con el mismo mes de 2016, mientras que el paro registrado describió un retroceso interanual del 11,06%, con lo que la cantidad de personas en situación de desempleo al cierre del mes de mayo alcanza los 3.461.128 demandantes.

No obstante, los buenos datos no deben restarle importancia a la necesidad de continuar con la aplicación de las reformas estructurales que garanticen que el crecimiento de la economía española pueda alcanzar todo su potencial, mejorando de esta manera la posición competitiva de nuestro país e impulsando la creación de empleo.

En el contexto de la economía canaria, las cifras correspondientes a la Contabilidad Trimestral muestran que las Islas anotaron a lo largo del primer trimestre del año un aumento del PIB del 3,1% interanual, destacando el comportamiento de los servicios, que apreciaron un avance interanual del 3,2%, en un escenario en el que el resto de sectores también elevaron el valor de su producción. Así, se observó un ascenso interanual del 2,1% en el ámbito de la construcción, además de los experimentados en el sector industrial y en la agricultura, cifrados en un 1,9% y un 2,8% interanual, respectivamente.

Profundizando en el análisis, los últimos resultados del mercado de trabajo de las Islas, correspondientes al mes de mayo, indican que la afiliación a la Seguridad Social anotó un descenso mensual del 0,54% (4.085 efectivos menos), mientras que el paro registrado se redujo un 1,31% (2.953 parados menos) con respecto al pasado mes de abril.

No obstante, en términos interanuales, la afiliación registró un repunte del 5,42%, un total de 38.745 nuevas altas en comparación con el dato de mayo de 2016, de las que 32.606 corresponden a actividades de servicios.

En lo que concierne al paro registrado, se observó una minoración interanual del 7,21%, lo que implica, en términos absolutos, 17.318 desempleados menos que en el mismo mes del ejercicio anterior. El número total de parados contabilizó al término del mes de mayo los 222.749 demandantes.

Si entramos a estudiar la evolución del paro registrado en los distintos sectores de actividad, se aprecia que todos vieron reducidas, en términos interanuales, sus cifras de desempleo, destacando en esta progresión el descenso de los servicios, que apuntaron una contracción en su número de demandantes de 11.674 personas, lo que se traduce, en términos relativos, en un caída del 6,54% interanual. A continuación, se sitúa la construcción, con 4.765 parados menos (-16,55%), seguida de la agricultura, donde se apreciaron 1.226 desempleados menos (-19,28%) que en mayo de 2016. Además, el sector industrial también observó una minoración interanual del paro de 981 efectivos (-9,86%).

Sin embargo, el colectivo “Sin Actividad Económica” arrojó un avance de 1.328 parados adicionales (+8,01%) que resulta sintomático de la mejoría en las expectativas laborales, lo que incentiva la incorporación de nuevos efectivos al mercado laboral.

Por tanto, se confirma la trayectoria de recuperación que viene describiéndose desde meses anteriores, en sintonía con la buena marcha de la demanda y de la actividad económica de Canarias, sobre todo del sector turístico.

En esta línea, durante el pasado mes de mayo, el número de turistas extranjeros entrados en el Archipiélago superó en un 8,8% el resultado del mismo mes del ejercicio precedente, lo que supone la llegada de 80.224 visitantes foráneos adicionales.

En este mismo sentido, los últimos datos disponibles de las encuestas sobre alojamientos turísticos de Canarias, elaboradas por el INE, que corresponden al pasado abril, indican que el número de viajeros alojados en los establecimientos turísticos reglados de las Islas se elevó un 4,3% interanual, lo que implica un total de 159.474 turistas más.

Por lo que se refiere al gasto turístico, este continúa transitando por la senda ascendente de los últimos meses, observando un incremento interanual del 20,1%, lo que equivale a contabilizar la cantidad de 1.347,7 millones de euros al cierre del mes de abril, acumulando en lo que va de año un total de 5.675,3 millones de euros, un 12,9% más que en el mismo periodo del pasado 2016.

En cuanto a los indicadores de la demanda interna, estos siguen avanzando con solidez, sustentados en el dinamismo del consumo.

En el transcurso del mes de abril, el índice de comercio al por menor experimentó un crecimiento del 2,2% interanual. Por su parte, la matriculación de vehículos acumuló en los cuatro primeros meses del año, una elevación del 9,9%, dentro de la que destacó la venta de vehículos de uso empresarial, que aumentó un 20,3%, además de la matriculación de vehículos particulares, que apreció un avance acumulado del 10,1 por ciento. En cambio, la matriculación de vehículos destinados a alquiler observó una reducción, en términos acumulados, del 5,8%, con respecto al mismo periodo de 2016.

Por otro lado, la disponibilidad de energía eléctrica ascendió un 4,3% interanual al término del mes de mayo, mientras que la venta al por mayor de cemento describió un repunte del 19,6% si lo comparamos con el dato de mayo del pasado ejercicio.

En materia de precios, el Índice de Precios de Consumo en Canarias cerró el mes de mayo con un ascenso mensual del 0,1%, frente a la caída del 0,1% registrada en el ámbito del Estado.

En relación con los resultados de hace un año, los precios repuntaron un 2,0% interanual, una décima por encima del avance observado por el conjunto del país (+1,9%). Esta evolución es fruto, fundamentalmente, del efecto de los precios de los carburantes, que se situaron en mayo en los 49,8 dólares/barril, lo que se traduce en un incremento del 6,4% en comparación con el resultado de hace doce meses.

La inflación subyacente, que descuenta el efecto sobre los precios de los productos energéticos y los alimentos no elaborados, continuó mostrando signos de estabilidad y se situó en el 0,9% interanual, una décima menos que en el conjunto nacional.

Todo apunta a que a lo largo de los próximos meses continuará manteniéndose la tendencia de crecimiento en Canarias, impulsada en gran medida por el dinamismo de la actividad turística y la consolidación del consumo.

Desarrollado por WordPress | Ironika Keyword Marketing