Coyuntura Socioecon�mica 2020

Canarias acusa una caída del empleo mayor que la del conjunto del territorio nacional.

  • Los datos de afiliación hacen referencia a la media del mes de marzo, por lo que el impacto del COVID-19 sobre el empleo podría ser incluso de mayor intensidad.
  • El número de parados alcanza los 227.634 personas en situación de desempleo, la cifra de paro más elevada desde marzo de 2017, cuando se contabilizaba un total de 230.779 parados.

Los datos oficiales publicados en la mañana de hoy evidencian que la irrupción del COVID-19 ha generado un notable descenso del empleo durante el mes de marzo en las Islas.

La Seguridad Social ha hecho públicos hoy los datos de afiliación en términos medios referidos al pasado mes de marzo y, aunque ya adelantan un fuerte impacto sobre el empleo, aún no están recogiendo el efecto completo de la pandemia y las restricciones que se han impuesto a la actividad productiva en Canarias sobre nuestro mercado laboral, y cabe esperar a que los datos a último día de mes aún pendientes de publicarse corroboren una caída del empleo más intensa.

Según los datos publicados en el día de hoy, el número de afiliados al conjunto del Sistema de la Seguridad Social en el Archipiélago se ha visto drásticamente reducido en 19.964 trabajadores, en el último mes.

Esto supone una caída relativa del 2,44% mensual, que casi duplica la registrada en el ámbito del Estado, donde el empleo se ha reducido un 1,26% (243.469 trabajadores menos).

El descenso de la afiliación ha afectado a todos los sectores de actividad, aunque se ha dejado notar de manera especialmente intensa en el conjunto de los servicios, que observaron una disminución de 17.279 efectivos durante el pasado mes de marzo, fruto, sobre todo, de la caída del empleo en ramas como la “Hostelería” (-8.670 afiliados), el comercio (-2.774 trabajadores) o las “Actividades administrativas” (-2.475 afiliados), en un contexto condicionado por el parón de la actividad turística y por las medidas de confinamiento adoptadas por el Ejecutivo.

El empleo de la construcción también se ha visto afectado de forma destacada, con una pérdida de 2.052 trabajadores a lo largo del mes de referencia; y en la industria, la cifra de afiliación se contrajo en 416 efectivos; al tiempo que el sector agrario, apreció un descenso de 217 trabajadores menos que en febrero.

Con respecto a los datos de hace un año, el número de afiliados en Canarias también se ha situado en terreno negativo, con 11.063 empleados menos que en marzo de 2019, apreciándose la mayor parte de esta caída en el conjunto de los servicios, con 7.974 personas menos, destacando la “Hostelería” (-6.622 afiliados), las “Actividades administrativas” (-2.867 efectivos), el comercio (-1.798 personas) y los “Transportes” (-1.159 trabajadores).

Resulta importante destacar que otras actividades más relacionadas con la Administración Pública, como las “Actividades sanitarias” (+3.952 afiliados) y la “Educación” (+1.814 efectivos) mantuvieron la tendencia positiva en la creación de empleo.

El resto de los sectores también acusó descensos interanuales en el empleo, observándose una caída importante de 1.954 afiliados en la construcción; seguido de la agricultura y el sector industrial, donde el número total de afiliados disminuyó en 623 personas en el primer caso, y en 513 en el segundo.

Por su parte, los datos de paro, publicados durante esta mañana, también muestran el fuerte impacto sobre la actividad que está suponiendo el COVID-19 en Canarias, anotándose un ascenso del orden del 9,53% mensual (19.797 desempleados más que en febrero), alcanzando al cierre de marzo un total de 227.634 personas en situación de desempleo, la cifra de paro más elevada desde marzo de 2017, cuando se contabilizaba un total de 230.779 parados.

A escala nacional, el paro también creció a razón de un 9,31%, 302.265 desempleados adicionales, hasta situarse en 3.548.312 demandantes.

En términos interanuales, el paro registrado en las Islas aumentó un 8,79%, lo que supone un incremento de 18.399 personas con respecto a idéntico mes del ejercicio precedente.

Por sectores, en términos mensuales, el desempleo aumentó, principalmente, en los servicios, en los que se apuntó un ascenso mensual de 16.609 parados (+10,50%); y en menor medida, en la construcción, con 2.392 desempleados adicionales (+11,37%).

A continuación, se situaron el sector industrial, con 579 parados más (+6,99%); y la agricultura, que vio elevarse la cifra de paro en 95 personas (+2,10%).

En este mismo sentido, el desempleo repuntó en el colectivo “Sin empleo anterior”, donde se inscribieron 122 personas más que en el mes de febrero (+0,77%).

En los últimos doce meses, el paro registrado también avanzó con una intensidad mayor en los servicios, con 16.675 demandantes más (+10,54%).

Tras este sector, la construcción anotó un aumento interanual de 2.397 parados (+11,39%); al tiempo que la industria constató un alza de 902 demandantes (+11,33%); y el sector agrario evidenció un incremento de 7 personas (+0,15%).

Por el contrario, en el colectivo “Sin empleo anterior” observó un descenso de 1.582 desempleados (-9,06%).

A la vista de estos resultados, la interrupción de la actividad económica y social que ha propiciado la crisis sanitaria, a buen seguro tendrá un profundo impacto en el tejido productivo de las Islas, y de todo el Estado, por lo que las medidas establecidas por el Gobierno en materia fiscal, económica y laboral deben ir encaminadas a despejar la incertidumbre y a garantizar la supervivencia de las empresas y el empleo, dotando al mercado de trabajo de una mayor flexibilidad para hacer frente a la situación delicada en la que se encuentra inmerso.

Desarrollado por WordPress | Ironika Keyword Marketing