Coyuntura Socioeconmica 2017

La caída de los activos ha hecho descender la tasa de paro en Canarias durante el segundo trimestre del año

Los datos de la EPA que ha hecho público el Instituto Nacional de Estadística durante la mañana de hoy, muestran que en Canarias, la población activa ha descendido en 23.200 personas durante el segundo trimestre del año.

Esta caída, se traduce en una tasa de variación relativa del -2,06%, y resulta más intensa que la observada en el contexto nacional, donde el número de activos se ha aminorado a razón de un 0,33 por ciento.

El descenso en la población activa obedece, principalmente, al menor número de activos extranjeros que buscan empleo en nuestra comunidad autónoma, que se ha reducido en 16.200 efectivos durante el último trimestre, en su mayoría (13.600 personas) no pertenecientes a la Unión Europea.

En términos de ocupación, y a diferencia de lo sucedido en el contexto nacional, donde el número de ocupados ha aumentado en un 0,90%, en Canarias ha continuado destruyéndose empleo, perdiéndose, durante el segundo trimestre,  9.000 puestos de trabajo, lo que representa un descenso de la población ocupada del 1,2 por ciento.

En este contexto, y dada la menor presión de los activos, el número de parados lograba reducirse en las Islas en 14.300 personas, lo que supone una corrección a la baja en la cifra de desempleo del -3,7%, en el periodo comprendido entre abril y junio de este año, de modo que la población en situación de desempleo en Canarias alcanza los 371.300 parados.

De esta manera, la tasa de paro en Canarias consigue reducirse en algo más de medio punto porcentual durante el segundo trimestre del año y se sitúa en el 33,69% de la población activa, aunque continúa siendo superior a la media nacional, que se ha situado en el 26,26 por ciento.

Las estimaciones oficiales constatan que la caída trimestral de la ocupación en Canarias ha afectado a la actividad industrial, donde se han destruido 1.600 empleos, y con mayor intensidad al conjunto de los servicios, donde se han perdido 8.700 puestos de trabajo.

Por el contrario, en la rama agrícola y en la construcción aumentó el número de ocupados, creándose 900 y 500 nuevos empleos, respectivamente.

En comparación con las estimaciones de hace un año, la población activa en Canarias también ha descendido, registrando una variación negativa del -1,4%, que se traduce en 16.500 efectivos laborales menos que los estimados durante el segundo trimestre de 2012.

En esta ocasión, el empleo también se ha reducido, aunque con mayor intensidad de lo que lo hizo el número de activos, destruyéndose 17.200 empleos, impidiendo así, corregir el dato de desempleo que continúa siendo un 0,16% superior al que estimaba la EPA durante el segundo trimestre de 2012.

A la luz de estos resultados, y aunque la reducción en el número de activos ha logrado corregir el nivel de desempleo en las Islas durante el último trimestre, aún persisten elementos que impiden crear empleo en las Islas, dado el estancamiento en el que continúa sumida la demanda interna.

En consecuencia, y con la perspectiva de corregir el comportamiento negativo del empleo, resulta importante impulsar la actividad económica, facilitando la puesta en práctica de medidas que apoyen la inversión, mejoren las condiciones de acceso a la financiación, y que refuercen la formación de trabajadores y emprendedores.

CONFEDERACIÓN CANARIA DE EMPRESARIOS                                                 25 DE JULIO DE 2013

Desarrollado por WordPress | Ironika Keyword Marketing