Coyuntura Socioeconmica 2016

El aumento de los activos y la caída en el empleo público y en los autónomos empujan al alza la tasa de paro de las Islas durante el tercer trimestre del año

  • El número de asalariados del sector privado logra aumentar 1.700 personas tras casi tres años registrando descensos trimestrales.
  • Gracias al empuje del turismo, el conjunto de los servicios se convierte en el único sector que crea empleo durante el tercer trimestre del año.

La estimaciones más recientes de la EPA publicadas durante la mañana de hoy, muestran que el número de activos en las Islas se ha incrementado durante el tercer trimestre del año en un 1,62%, lo que ha supuesto la incorporación de 17.900 nuevos efectivos al mercado laboral de Canarias en un periodo en el que ha descendido la ocupación en 4.100 ocupados, traduciéndose en un descenso relativo del empleo del 0,56 por ciento.

Por el contrario, en el contexto nacional, la evolución de la población activa se corrige a la baja durante el mismo periodo y desciende en un 0,15%, en un contexto en el que aumenta la ocupación nacional en un 0,23 por ciento.

Esta evolución dispar de ambos mercados laborales, tanto en el empleo como -sobre todo- en la población activa, condiciona la evolución del paro en las Islas, donde se observa un nuevo incremento trimestral del 5,93% (22.100 parados más) hasta alcanzase los 393.400 parados, por un descenso en el ámbito nacional del 1,22% (72.800 personas menos), hasta totalizarse los 5.904.700 desempleados.

En línea con lo anterior, la tasa de paro en Canarias continúa elevándose hasta situarse en el 35,1% de la población activa, y se acrecienta la brecha que nos separa con la tasa de paro nacional, que se emplaza en el 25,9 por ciento.

Por sectores, se generaliza la caída trimestral de la ocupación con la excepción de los servicios, donde el buen comportamiento de la actividad turística tira del empleo en el sector. Así, el número de ocupados adscritos en los servicios aumenta en 7.700 personas durante el tercer trimestre de 2013, que se traduce en un avance relativo intertrimestral del 1,24 por ciento.

Mientras, los demás sectores de actividad observan una evolución decreciente en la ocupación, con tasas del -19,9% en el caso de la construcción, 9.500 empleos menos; del -4,70% en la industria, equivalente a 1.900 ocupados menos; y del -2,13% en la agricultura, estos son, 500 ocupados menos.

De la explotación de los datos facilitados por la Encuesta de Población Activa pueden extraerse otros resultados de interés, por ejemplo, el buen comportamiento mostrado por la evolución de los asalariados del sector privado que, por primera vez, y tras casi tres años registrando descensos trimestrales consecutivos, logra cerrar el tercer trimestre de 2013 con un incremento relativo del 0,35%, que ha supuesto la creación de 1.700 nuevos puestos de trabajo.

Resulta asimismo destacable que, a pesar de la pérdida observada dentro del colectivo de autónomos, tiene lugar un incremento en el número de aquellos que son “empleadores” o trabajadores por cuenta propia con asalariados, que se incrementan en 2.900 personas durante el tercer trimestre del año.

Ciertamente, estos avances no son suficientes para reorientar la evolución del empleo en Canarias, pero sí resultan sintomáticos de una gradual moderación de la mala situación que ha venido observando nuestro mercado de trabajo, todavía sometido a una alta condicionalidad y con mucho margen para su mejoría en términos de competitividad en el medio o largo plazo.

En este contexto de reformas, aún quedaría recorrido para profundizar en la mejoría de la eficiencia de las administraciones públicas. A pesar de que el último dato de la EPA contabiliza un descenso intertrimestral de los asalariados públicos (-3.300 empleados menos en el último trimestre, una caída del 2,43%), no debe olvidarse que a lo largo de la crisis, entre el tercer trimestre de 2007 y el tercero de 2013, el volumen de empleados del sector público ha descendido en un 6,5% (-9.300 asalariados públicos), en un contexto en el que el empleo privado retrocede en un 24,4 por ciento (-156.000 asalariados privados).

 

La evolución interanual se ve también condicionada en Canarias por la trayectoria diferenciada de los activos

Trasladando ahora el análisis a una comparación interanual del tercer trimestre, el estrato de activos en Canarias cuantifica una reducción de la población activa del -0,39%, estos son, 4.400 activos menos; si bien dicha caída resulta mucho menos acusada que la estimada para el conjunto del territorio nacional, donde los activos retroceden durante ese mismo periodo un 1,60%, que en términos absolutos se traduce en un total de 370.400 efectivos menos.

También en términos interanuales, el empleo se reduce en Canarias en 19.700 puestos de trabajo, esto es, un descenso relativo del 2,64%, ligeramente inferior al experimentado por la población ocupada en el contexto nacional donde el número de ocupados se aminora en un 2,87 por ciento.

En este contexto, la menor caída de los activos en Canarias vuelve a resultar decisiva en la evolución interanual del desempleo, que se incrementa en el Archipiélago en un 4,02%, frente al aumento del 2,19% observado en el ámbito nacional.

Desarrollado por WordPress | Ironika Keyword Marketing