Coyuntura Socioeconmica 2017

Conclusiones del Informe de Coyuntura Socioeconómica, Noviembre de 2017

* Puede acceder al texto íntegro del Informe a través del siguiente enlace Informe noviembre 2017

La economía mundial continúa mostrando señales de un crecimiento robusto, en un escenario en el que el incremento de la actividad económica está impulsando la recuperación del comercio internacional.

En Estados Unidos, la revisión de la estimación del PIB del tercer trimestre del año confirma la buena marcha de su economía con un incremento del 2,3% interanual, al tiempo que los resultados más recientes de los indicadores de actividad y demanda apuntan a que el crecimiento se acelerará durante el cuarto trimestre del presente ejercicio. Esto se refleja en la evolución del mercado laboral estadounidense, en el que durante el pasado mes de noviembre, se crearon 228.000 nuevos empleos.

El contexto económico favorable ha llevado a la Reserva Federal a dar un paso más en el proceso de normalización monetaria con la aprobación de una nueva subida de los tipos de interés, situándolos en la horquilla del 1,25-1,50 por ciento.

En lo referente a la economía japonesa, a lo largo del tercer trimestre el PIB crece un 1,7% interanual, un incremento que encuentra impulso en el aumento de la actividad económica y de la demanda externa.

Por su parte, las economías emergentes mantienen un ritmo de actividad destacado, lo que ha supuesto una mayor entrada de capitales financieros procedentes del extranjero.

En el caso particular de China, la actividad económica sigue mostrando resultados positivos, en un escenario en el que tanto las exportaciones como las importaciones aprecian variaciones positivas notables durante el pasado mes de noviembre.

A pesar de esto, el crecimiento sigue estando muy condicionado por el elevado endeudamiento del país, fundamentalmente, en el sector corporativo.

Por lo que se refiere a la Eurozona, se observa que la demanda interna, especialmente el consumo privado, continúa reforzando el crecimiento, en una tesitura en la que el mercado de trabajo sigue describiendo una trayectoria positiva.

Este contexto favorable ha inducido al Banco Central Europeo a elevar sus proyecciones de crecimiento para la zona del euro, situándolas en el 2,4% para 2017 (dos décimas más), y en el 2,3% para 2018 (cinco décimas más).

Entrando a analizar la progresión de la economía española, los datos de la Contabilidad Nacional Trimestral de España, correspondientes al tercer trimestre del año en curso, ponen de relieve que el PIB anota una elevación trimestral del 0,8 por ciento. En términos interanuales, el PIB crece un 3,1% interanual, lo que se fundamenta, en gran medida, en la fortaleza de la demanda interna (+2,7%) y en el buen comportamiento de las exportaciones de bienes y servicios (+4,9%).

Del lado de la inversión, la formación bruta de capital fijo se incrementa durante el tercer trimestre de 2017 un 5,4% interanual -el mejor resultado desde finales de 2015-, destacando la inversión en bienes de equipo, que se eleva un 6,1% con respecto al mismo periodo del pasado año. La inversión en construcción también aprecia un avance interanual importante del 4,9 por ciento.

Esta evolución de la economía nacional se ha visto reflejada en el mercado laboral, donde se observa que el número de afiliados a la Seguridad Social apunta un aumento mensual del 0,5%, que equivale a 83.457 afiliaciones adicionales. En términos interanuales, la afiliación experimenta una elevación del 3,6%, contabilizando un total de 630.713 nuevas altas con respecto al mes de noviembre de 2016.

Si consideramos los datos de paro registrado, se aprecia un aumento mensual del 0,21% (7.255 desempleados más que en octubre), aunque, en comparación con el resultado de noviembre del ejercicio precedente, el número de parados se aminoró un 8,33%, lo que supone 315.542 demandantes menos, hasta alcanzar la cantidad total de 3.474.281 personas en situación de desempleo al término del mes de noviembre.

Atendiendo al comportamiento de la economía canaria, las cifras correspondientes a la Contabilidad Trimestral confirman la buena marcha de la actividad en las Islas, al anotarse en el transcurso del tercer trimestre del año un crecimiento del 0,9% con respecto al trimestre anterior. En comparación con el mismo periodo de 2016, el PIB se incrementa un 3,7%, destacando por su relevancia la progresión observada por los servicios, que apreciaron un avance interanual del 3,5%, en un contexto en el que el resto de sectores también elevan el valor de su producción, especialmente dentro del ámbito de la construcción, donde se estima un ascenso interanual del 4,8 por ciento. Asimismo, el sector industrial registra un crecimiento del 2,8% y la agricultura un avance del 1,1% interanual.

En este contexto, los últimos resultados del mercado de trabajo del Archipiélago, correspondientes al mes de noviembre, indican que la afiliación a la Seguridad Social anota un repunte mensual del 1,0%, lo que implica 8.099 afiliados más, con lo que, en términos interanuales, se aprecia un crecimiento del 4,4%, lo que equivale a 33.304 nuevas afiliaciones, de las que 24.207 se localizan en el conjunto de los servicios, sobre todo en la “Hostelería” (5.428 altas adicionales) y en las actividades comerciales (5.081 afiliaciones más).

Tras el conjunto de los servicios, se sitúa el ámbito de la construcción, con 5.945 afiliados más que en el mismo mes del pasado ejercicio, además de la industria y el sector agrario, que también registran un avance interanual de 1.723 y 1.429 nuevas altas, en cada caso, a lo largo del mes de noviembre.

En cuanto al paro registrado, se aprecia un descenso mensual del 0,95%, lo que supone, en términos absolutos, una reducción de 2.096 parados en relación con el mes anterior, al tiempo que, en términos interanuales, la cifra de paro disminuye un 6,42%, 15.076 demandantes menos que en el mismo mes de 2016. Con estos resultados, la cifra total de desempleados alcanzó al cierre del mes de noviembre los 219.698 efectivos.

Por lo que se refiere a la evolución interanual del paro registrado por sectores de actividad, se observa que en todos ellos se contrae la cantidad de demandantes, destacando, sobre todo, los servicios, donde se apunta una caída de 8.302 parados que supone, en términos relativos, un retroceso del 4,80% interanual; y el sector de la construcción, en el que el número de parados desciende en 4.557 personas, un decrecimiento del 16,85% interanual. Por su parte, la industria y el sector agrario también observan una reducción de su cifra de paro, con una minoración de 969 demandantes (-10,04%) en el primer caso, y de 571 desempleados (-11,25%) en el segundo.

En virtud de estos datos, se aprecia que el mercado laboral de Canarias continúa en la senda de la recuperación, como viene registrándose los últimos meses, al abrigo del dinamismo de la demanda interna y del turismo.

En este escenario, durante el pasado mes de noviembre, el número de turistas entrados desde el extranjero en Canarias supera en un 4,9% la cantidad observada durante el mismo mes del ejercicio anterior, lo que equivale a la llegada de 58.638 turistas adicionales. Entre los meses de enero y noviembre, se acumula un crecimiento en la cantidad de viajeros procedentes del extranjero de 976.152 turistas, un 8,1% más que en el mismo periodo de 2016, con lo que, en lo que va de año, se contabiliza un total de 13,1 millones de visitantes.

Por otro lado, el número de viajeros alojados en los establecimientos turísticos reglados del Archipiélago, sobre los que se dispone de datos únicamente hasta el mes de octubre, experimenta un incremento interanual del 2,7%, lo que supone 32.200 viajeros más, contabilizándose entre enero y octubre un ascenso acumulado del 4,1%, 459.214 turistas adicionales.

En esta misma línea, cabe destacar la progresión del personal empleado en los alojamientos turísticos de las Islas, que anota una elevación del 6,3% interanual, lo que se traduce en 3.491 trabajadores más, alcanzando un total de 58.525 empleos al término del mes de octubre.

En lo referente al gasto turístico, como viene sucediendo desde meses anteriores, este continúa situándose en terreno positivo, con un crecimiento interanual del 6,1%, lo que equivale a alcanzar la cantidad de 1.525,4 millones de euros en el mes de octubre, acumulando en lo que va de ejercicio un total de 13.730,4 millones de euros, un 11,8% más que en el mismo periodo del año anterior.

En cuanto a los indicadores de la demanda interna, estos siguen arrojando valores positivos, sustentados en la evolución favorable del consumo.

A lo largo del mes de octubre, el índice de comercio al por menor aprecia una elevación interanual del 1,7%, mientras que la disponibilidad de energía eléctrica se incrementa un 3,8% en comparación con la registrada durante el mismo mes del ejercicio precedente. En lo referente al tráfico portuario en los puertos dependientes de la Autoridad Portuaria de las Palmas, el volumen de tráfico total experimenta un avance acumulado del 18,5% tras los diez primeros meses del año, lo que se debe, especialmente, a la evolución de las mercancías en tránsito.

En lo que respecta a la matriculación de vehículos, en el periodo comprendido entre enero y noviembre se observa un ascenso acumulado del 10,5% en comparación con el mismo periodo del pasado 2016, destacando los vehículos particulares, cuyas ventas ascienden un 12,8%, además de la matriculación de vehículos de uso empresarial y con destino a alquiler, que anotan sendos avances del 8,0% y del 7,4%, respectivamente, en términos acumulados.

Con respecto al Índice de Precios de Consumo, durante el mes de noviembre se registra un incremento mensual del 0,5%, debido, fundamentalmente, a la incidencia del grupo “Vestido y calzado” (+4,0%), que continúa bajo el efecto de la nueva temporada. En el ámbito del Estado, el IPC anota la misma variación que en Canarias.

En términos interanuales, el índice general de precios aumenta en el Archipiélago un 1,6%, una décima por debajo del ascenso que se observa en el conjunto del país (+1,7%). Este comportamiento responde, en gran medida, al incremento de los precios de “Alimentos y bebidas no alcohólicas” (+3,2%), y a la evolución de los grupos de “Vivienda” (+2,2%) y “Transporte” (+1,7%), que siguen bajo la influencia de los precios internacionales del crudo, que alcanzan al término del mes de noviembre los 63,1 dólares/barril, un 43,4% más que en el mismo mes de 2016.

La inflación subyacente, que descuenta el efecto sobre los precios de los productos energéticos y los alimentos no elaborados, vuelve a mostrar señales de estabilidad, situándose en el 0,7% interanual, una décima menos que en el conjunto nacional (+0,8%).

En virtud de estos resultados, resulta previsible que la economía de Canarias cierre el presente ejercicio consolidando esta tendencia positiva, en un contexto de recuperación en la demanda interna y de solidez en la actividad turística. No obstante, para reforzar el crecimiento a medio y largo plazo será importante continuar insistiendo en la mejoría de la posición competitiva del tejido productivo de las Islas.

Desarrollado por WordPress | Ironika Keyword Marketing